martes, 4 de octubre de 2016

Reseña: Litchi☆Hikari Club.


Que cada artista o autor siempre queda marcado por sus experiencias pasadas es algo que no se puede negar y en el caso de Usamaru Furuya una de esas experiencias vitales fue el Tokyo Grand Guignol (un estilo de teatro originado en París en donde la brutalidad y crudeza predominan sobre toda la obra tratando sobre la locura, pánico o desesperación de los personajes) ya que aun cuando sus trabajos dentro del manga suelen ser mas experimentales y abstractos, el decidió adaptar al manga una de las obras presentadas en el mismísimo Tokyo Grand Guignol a manera de un pequeño homenaje.



Litchi☆Hikari Club como ya explique es un manga escrito e ilustrado por Usamaru Furuya (aunque tuvo ayuda de el fundador de la compañía teatral y guionista original de la obra a la hora de realizar el manga) basándose en la obra del Tokyo Grand Guignol de mismo nombre del año 1985 (actualmente existe también una película live action de esta historia). Publicándose originalmente en la revista  Manga Erotics F entre 2005 y 2006, actualmente se puede encontrar como un solo tomo en español.


La historia en esta obra de lo brutal y absurdo nos presenta a un grupo de nueve jóvenes que se denominan así mismos como el Hikari club, un grupo que obedece las ordenes de su megalomaniaco líder Zera buscando su ideal de belleza en un mundo que ven podrido. Para esta meta ellos crean una inteligencia artificial con el fin de que salga y capture a la mujer mas bella, sin embargo el lograr construirlo sera el evento que desencadenara el descenso final a la locura y caída total de sus planes.


Ambientándose en una ciudad industrializada repletas de maquinas (aunque la mayor parte de los sucesos suceden en la fabrica abandonada que los personajes usan de base) la narración en si es lo que suelo categorizar de digno para una cinta de cine B, pero esto es debido a su naturaleza original de ser una historia de teatro que usaba bastante la violencia y la brutalidad para divertir. Sin embargo aunque digo que la historia no es para tomarla de manera del todo seria, es mucho mas que violencia y desnudos (esto ultimo si son 4 o 5 paginas es mucho) si no que representa de una manera exagerada y critica hacia la sociedad algunas de las dudas de la adolescencia y su rebelión contra el concepto de ser un adulto, aunque esto no se ve a simple vista y exige buscar y entender los simbolismos presentes para sacar la lectura mas profunda, aunque algo mas obvio es el ver como Litchi la inteligencia artificial termina por ser mas humano que el grupo de adolescentes que ciegamente buscaban la belleza sin importarles los medios.


El arte de Furuya es increíble aun cuando este trabajo se aleja de su estilo abstracto usual, al mantener todo de manera ordenada y bastante limpia para lo brutal y sangrienta que puede llegar a ser (dependiendo de que tan sensible seas, ya que no censura desnudos o asesinatos, aunque personalmente no me termino de afectar aun por lo gráfico que llego a ser en ocasiones), con un trazo estilizado bastante detallista para todos los personajes. Por su parte los escenarios son en su mayoría de un estilo mas oscuro e industrial que se permiten ser crudos y imperfectos pero a la vez atrayentes.


No es un manga para todos los públicos y solo puedo recomendarlo a quienes ya tengan un criterio formado y estén dispuestos a ver la crudeza que esta historia pueda tener, es de esos productos que o disfrutas o desprecias sin termino medio. Aunque no logro entrar en mi lista de cosas que me han perturbado debo admitir que disfrute con su lectura y me planteo ver el live action.

2 comentarios:

  1. Ah esto le hicieron un anime del nivel de pupa hace unos años o peor aún si es que es posible, que trataba de ser una comedia con personajes chibis, nunca imagine que el manga fuera totalmente lo contrario, lo pondré en lista.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ese anime no vale la pena, lo mejor es hacer como si no existiera.

      Eliminar