jueves, 13 de julio de 2017

Reseña: Kizumonogatari III: Reiketsu-hen.


Otro día y otra entrada sobre la serie de Monogatari que debo escribir, siendo en esta ocasión sobre la tercera parte y final de las películas tituladas Kizumonogatari. Siendo este filme una "precuela" para todo el lore de una de las franquicias más representativas del estudio Shaft, la trilogía ha resultado ser uno de sus trabajos más experimentales dentro de todo lo que compone monogatari apelando más que nunca por la narración visual.

Luego de varios años por fin ha finalizado la producción de la trilogía fílmica que adaptan las novelas de Nisio Isin, Kizumonogatari. La cual se anunció originalmente en el 2011, pero no se estrenó hasta enero del 2016 con Kizumonogatari Tekketsu-hen, para luego salir en agosto de 2016 la segunda parte con el título de Nekketsu-hen.
Sin embargo la tercera parte titulada Reiketsu-hen, a la que dedicó esta entrada, no fue estrenada en cines japoneses hasta enero de este 2017. Producida por el estudio Shaft fue una cinta de una hora y veintiún minutos dirigida por Tatsuya Oishi y Akiyuki Shinbo, Oishi también realizó el trabajo de Storyboard, La banda sonora fue compuesta por Satoru Kosaki, mientras que Hajime Ueda vuelva a aportar su arte para algunas escenas la franquicia.


Aprovechare de repetir la sinopsis que use en las entradas anteriores: Araragi Koyomi es una persona introvertida, que no tiene amigos y busca vivir en soledad.

Una noche, mientras camina por las calles vacías de su ciudad se encuentra con una excentricidad de la que se habían escuchado rumores últimamente. se trata de una mujer increíblemente hermosa y extraña, pero esta se encuentra en muy mal estado: le hacen falta sus cuatro extremidades y está a punto de morir, aunque Araragi quiere huir, no puede y termina ofreciendo su vida para salvar a la vampiresa.

Cuando despierta se da cuenta de que ahora el es un vampiro y de que debe ayudar a la misteriosa mujer a regresar a su estado normal recuperando lo que le fue robado: sus extremidades a manos de tres temibles exorcistas. Araragi contará con la ayuda de su compañera de clases Hanekawa Tsubasa y el misterioso Oshino Meme en su monstruosa misión para poder intentar volver a ser un humano.


Con las dos partes anteriores de Kizumonogatari mi mayor problema fueron que por el formato algunos personajes perdieron algo de su trasfondo, mientras que los mismos filmes eran incapaces de sostenerse por sí solos y necesitaban de  que se vieran todas las partes juntas para poder ser completamente disfrutados. No obstante Reiketsu-hen me parece la más sólidas de las tres películas, llevando a cabo su conflicto y clímax de la narración sobre Araragi quien desea volver a ser humano y la ahora vampiresa en todo su poder y esplendor, logrando hacer que interactúen de una manera bastante natural apoyándose tanto en sus diálogos como en lo que las escenas mostraban, llegando al punto de que incluso la escena de mayor fanservice con Hanekawa tiene algo de significado (o en caso de que esté sobrepensando al menos hace sentido) como un intento del protagonista de reemplazar a la vampiresa de su mente, ya que de alguna manera han resultado ser codependientes.

Esta tercera película se centra en mover a todos los personajes principales hasta el agridulce "desenlace" que da pie a todos los sucesos de la franquicia de Monogatari, teniendo un clima en donde nadie obtuvo lo que deseaba en primer instancia.


Shaft mantuvo el estilo experimental de las primeras partes, con sus grandes escenarios en CGI, los cuales contrastan ampliamente con los personajes dibujados de una manera mucho más tradicional, lo cual ayuda a transmitir la idea de que los personajes son extraños y ajenos al ambiente cotidiano del mundo en donde se encuentran. No obstante comparada con las anteriores cintas, esta se apoya mucho más en la narración visual incluso para cuando los personajes solo están conversando y disfruta de ser experimental en las escenas con mucho movimiento, llegando a ofrecer una larga escena de combate (ridícula y genial a partes iguales) que supera incluso la llamativa escena de Araragi en llamas al descubrir ser un vampiro durante la primera parte.
La participación de Hajime Ueda aunque es breve resulta particularmente notoria en esta parte, dando algunas de las mejores imágenes de toda la película a la hora de diferenciar y dotar de misticismo al pasado de Kiss-Shot-Acerola-Orion-Heart-Underblade.


La banda sonora compuesta por Satoru Kosaki he interpretada por las artistas Clémentine & Ainhoa logra mantener la atmósfera usual de la franquicia Monogatari y es un punto fuerte a la hora de componer la atmósfera de las escenas, ya sean estas de comedia, combate o drama respectivamente. El tema más característico de esta película en mi opinión resulta ser el tema de cierre étoile et toi el cual queda a tono con el final de la película logrando un mayor impacto.


Aun con la larga lista de temporadas que ya posee esta serie iniciando con Bakemonogatari, luego nekomonogatari kuro, seguido por Nisemonogatari, luego Monogatari serie second season, Hanamonogatari, Tsukimonogatari, Owarimonogatari y finalmente Koyomimonogatari, la lista sigue por lo que las adaptaciones que aún faltan son:

1- Owarimonogatari (historia final), falta aún la tercera novela Mayoi hell por adaptarse, aunque de esto es cosa de esperar algunas cuantas semanas más.
2- Zokuowarimonogatari (historia final continuada) aún sin fecha pero dudo que salga antes que lo último de Owarimonogatari.
3- Spin off varios de Nisio: El sigue escribiendo y dudo que Shaft se detenga pronto con la serie.


Ahora que por fin están disponibles las tres películas esta es una obra que puedo recomendar a los fans de Monogatari, sin embargo aun cuando es una precuela al resto de la serie no lo recomendaría como un punto de entrada a la misma, ya que se perderían de uno que otro detalle que le dan sabor a esta experiencia, lo mejor para quien decida ver esta serie es iniciar con Bakemonogatari y luego decidan el orden de como veran lo demás. No sera una maravilla pero Shaft me a dejado satisfecho con esta película y no tengo quejas.

4 comentarios:

  1. Yo me estoy viendo la saga entera, por orden de emisión, y he de reconocer que me tiene embobado... tiene un nosequé que qué se yo!! Engancha, y mucho! Me encanta la narración, me encanta visualmente, me encanta las historias, y me encanta cómo lo cuentan... pero es curioso... igual que me encanta, es una saga que puedo parar durante unos días, en los que aprovecho para ver otra cosa, y luego, vuelvo a ella renovado de energías. Suelo ver por tanto, arcos completos, así no pierdo el hilo.
    Me acabo de terminar el primer arco de Nisemonogatari... y aún estoy flipando con la escena del cepillo de dientes... mira que yo siempre he estado en contra del rollo incesto... porque me da asco, pero esta escena no me lo dio... y eso me da rabia... porque no se por qué!

    Buena reseña, me la he mirado por encima, muy por encima, para no espoilearme demasiado... en cuánto a orden, ésta será la última, no? Me las estoy viendo por orden de emisión, ya que dicen que es lo mejor...

    Saludos desde BCN!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El orden de emisión me parece la mejor opción para verlo comprendiendo quién es quién.

      El estudio Shaft logro algo muy interesante con esta serie ya sea en la narración o lo visual.

      Cuando llegues a Owarimonogatari mas o menos, deberías estar listo para ver Kizumonogatari.

      Eliminar
    2. Gracias por la indicación! Hoy empezaré Neko... me quedé sorprendido con el tema de Tsukihi, no me lo esperaba para nada!
      También me resulta interesante, por lo que estoy viendo, que el arma de Koyomi es la palabra, antes que los puños... porque menuda paliza!

      Eliminar
    3. Comprender el origen de las anomalías te da algo de poder para contrarrestarlas. Aunque ocasionalmente Araragi igual lucha.

      Eliminar