domingo, 23 de marzo de 2014

Creepypastas: The holders (1/54)

esta es una de mis creepypastas favoritas pero también se le puede llamar la creepypasta mas larga que existe ya que esta conformada por mas de 500 relatos diferentes, holders significa algo similar a portador o custodio.esto sera largo pero dejare algo música para ambientar la lectura.



En cualquier ciudad, en cualquier país, hay una institución mental o un centro de reinserción social donde puedes intentar ir por un Objeto. Había 2538 de esos Objetos, pero 2000 se perdieron.

Los restantes 538 nunca deben estar juntos. Jamás.

Estas historias han sido recogidas de varias fuentes, muchas de las cuales son más bien cuestionables, pero todas tienen una trama similar; ellas cuentan la historia de un número de Objetos, los cuales, al momento de reunirse, traerán horribles consecuencias, detalles de como la gente se vuelve loca.

La veracidad de estas historias está siempre en cuestión; así es como estaba pensado ser. Nadie sabe si esos Objetos son reales, o si de hecho hay un número fijo de Objetos que existen en el mundo que anhelan una reunión con los suyos. La especulación corre desenfrenada; parte de lo que hace a las historias de The Holders tan incitante es la posibilidad de cualquier persona de ir a una institución mental, preguntar por visitar a un Holder, y estar forzado a someterse a una prueba de fuerza para conseguir un Objeto.

Algunos de los Holders han publicado sus propias historias, añadiéndole misterio a una asustadiza y enerveradora serie. Este lugar es meramente un archivo; Los Holders por si mismos han saltado a los campos del reino y sabiduría de tiempos inmemoriales, y los Objetos están inquietos por su reunión.

Los Objetos, poderosos y temibles, tienen la habilidad de libremente obtener su propia volición, y llamar por ciertos individuos. Estos individuos se convierten en Buscadores; sus historias son retorcidas y detestables, al igual que las de los Objetos. Esos Buscadores han salido por 3 razones principales: Buscar Poder, Buscar su Reunión o Buscar su Separación. Sus metas son conocidas por cambiarlos y mutarlos en villanos y monstruos, pero sólo podemos esperar que sean nada más que una corazonada para alejarnos de estos enemigos.

Quizás haya una buena razón para que hayas llegado a este sitio, querido lector. Los Objetos han de estar llamando…

¿Responderás la llamada?













1) holder of the end. (portador del final)
En cualquier ciudad, en cualquier país, ve a cualquier institución mental o centro de reinserción social donde puedas ir por ti mismo. Cuando llegues al escritorio principal, pregunta por visitar a aquel que se hace llamar The Holder of the End. Si ves un rostro de niño asustado venir desde los trabajadores, entonces serás llevado a una celda en el edificio. Estará en una sección profundamente escondida del lugar. Todo lo que oirás es el sonido de alguien hablando consigo mismo en el eco de las paredes. Es un lenguaje que no comprendes, pero toda tu alma sentirá un terror indescriptible.

Si deja de hablar en cualquier momento, detente y rápidamente grita: “Sólo pasaba por aquí. Deseo hablar”. Si el silencio continua, huye. Vete, no te detengas por nada, no vayas a tu casa, no te quedes en un hotel, sólo sigue corriendo, duerme cuando tu cuerpo caiga. Ya sabrás en la mañana si tu escape fue efectivo.

Si la voz en el pasillo regresa después de que tú dijiste esas palabras, continua. En la celda lo único que veras es un cuarto sin ventanas con una silueta encorvada en una esquina, hablando un extraño lenguaje y acuñando algo. La criatura solo responderá a una sola pregunta: ¿Que pasa cuando todos están juntos?

La criatura te mirara fijamente a los ojos y responderá la pregunta con horripilantes detalles. Muchos se vuelven locos en esa celda, algunos desaparecen después del encuentro, unos cuantos acaban con sus vidas. Pero la mayoría hace la peor cosa, y miran el Objeto en las manos de aquella entidad. Tú también querrás hacerlo. Estás advertido de que si lo haces, tu muerte será cruel, tenaz y horrible.

Tu muerte estará en ese cuarto, en las manos de aquella criatura.

Ese Objeto es el 1 de 538. Nunca deben estar juntos.

2) holder of the beginning. (portador del inicio)
En cualquier ciudad, en cualquier país, ve a cualquier institución mental o un centro de reinserción social donde puedas ir por ti mismo. Cuando llegues al escritorio principal, pregunta por visitar a aquel que se hace llamar The Holder of The Beginning. Una sonrisa vendrá de la persona, casi diciendo, “vaya estúpido”.

Serás llevado pasillo abajo por un corredor, aparentemente saliendo a un lugar que no debería. Físicamente, ese lugar no debería existir en ninguna parte de la institución, pero ahí está. El corredor estará en un silencio eterno, incluso si intentas hacer ruido. Los gritos morirán antes de salir de tu boca, y tus pasos serán amortiguados. El guía sólo te llevara a un punto en una puerta.

Si entras, veras un cómodo cuarto lleno de un placentero olor a un perfume inidentificable. En el centro del cuarto, veras a una hermosa mujer manteniendo sus brazos como si cargara algo; Viendo un poco mas allá, te darás cuenta que, de hecho, no esta cargando nada en absoluto. Este cuarto se mantendrá en silencio al igual que el corredor que dejaste, no importa cuanto lo intentes. La única excepción es que hagas una pregunta: ¿Por qué están separados?

La mujer entonces te explicara, con insoportable detalle, cada horrible evento en la historia, cada lucha, cada guerra y cada violación. Ningún hecho en la historia del universo escapará de tus oídos. Cuando ella acabe, todo caerá en el silencio. Eres libre de hacer lo que quieras con esta información.

Esa mujer es el Objeto 2 de 538. Depende de ti si son reunidos o no.
















3) holder of eternity. (portador de la eternidad)
En cualquier ciudad, en cualquier país, ve a cualquier institución mental o un centro de reinserción social donde puedas ir por ti mismo. Cuando llegues al escritorio principal, pregunta por visitar a aquel que se hace llamar The Holder of Eternity. Un suspiro podría salir del sujeto y te mirara con suma piedad. Te llevarán abajo en un vuelo de escaleras en donde debería estar la base del edificio, pero no lo está.

Mientras más y más tiempo estés en la parte de abajo del edificio, comenzaras a oír un coro de gritos. Al principio será apenas audible, como si se originara en un lugar muy lejano, pero más cerca del fin del corredor, los ruidos se convertirán en zumbidos tan ruidosos que pareciera que consumiesen a los demás ruidos. Pronto, el estruendo se volverá tan doloroso que sentirás la necesidad de clavarte tus propios oídos para escapar de él; se avisa de resistir este impulso, o cualquier otra cosa que haga imposible tu misión. Un trabajador te mostrará una puerta, cubriéndose ambos oídos. Tan rápido como pueda, abrirá la puerta y huira, dejándote solo en este entumecedor y oscuro pasillo.

Esta es tu última oportunidad de correr. Si decides continuar, abre la puerta; el perforador lamento acabará abruptamente, dejándote los oídos zumbantes. El cuarto al que entrarás estará cubierto en una casi tangible y consumidora oscuridad pero muy por lejos el fin de la habitación. Ahí, apegado a la pared, estará una figura famélica, cubierta en carne cruda. Te mirará fijamente con una expresión maníaca en su cara, a pesar de estar lleno de heridas y con un escalpelo medio enterrado en el pecho. Ahora será tu única oportunidad para salvarte, y la única manera es preguntar: ¿Quien los creó?

El cacareará de la forma en la que un animal lo hace antes de morir antes de responder. Te contará la historia más terrorífica que hayas escuchado, mas allá de los primitivos conceptos de dolor y muerte. Entrará en la pura esencia de la maldad; Aquellos de mente débil se vuelven locos al oír la historia del sujeto, así que mantente fuerte, no importa cuán débil se pueda sentir tu mente.

Cuando acabe, podrás acabar con su vida, liberándolo de su terrible carga. Remueve el escalpelo y temblará de agonía antes de caer en silencio… por siempre.

Ese escalpelo es el Objeto 3 de 538. Está en tus hombros si los demás deben ser protegidos o destruidos.

4) holder of nothing. (portador de la nada)
En cualquier ciudad, en cualquier país, ve a cualquier institución mental o centro de reinserción social donde puedas ir por ti mismo. Cuando llegues al escritorio principal, pregunta por visitar a aquel que se hace llamar The Holder of Nothing. Si ves una mirada transparente y prímala venir de la expresión de los trabajadores, serás llevado a un edificio separado, uno que aparenta ser una vieja casa de madera. Dentro habrá un corredor que parecerá no tener fin, y más grande que la casa.

El corredor estará completamente en silencio. Intentar hacer un ruido en el momento equivocado es un grave y lamentable error. Te darás cuenta de que las luces en el corredor se irán haciendo más y más brillantes mientras más avanzas. Si en algún momento las luces se apagan, rápidamente grita “¡No! ¡Alto! ¡Lo que estás haciendo está mal!”, mientras retrocedes. Si las luces no vuelven, huye por la puerta por la que entraste. Debería seguir abierta; Ojala que no estés muy lejos de la entrada como para que la puerta se cierre. Si se cierra, una eternidad en el infierno sería por lejos preferible a lo que sufrirás.

Si las luces regresan, continua caminando por el corredor. Al final del pasillo habrá una única celda; el trabajador la abrirá para ti mientras te mira con disgusto. Dentro de la celda habrá un loco pasquín de colores, colocado en varias formaciones como arlequines. No debes ser distraído por ellas, en el centro del cuarto está una joven desnuda, cubierta en sangre y tiras de nervios humanos. Si quitas tus ojos de ella aunque sea por un momento, te destruirá total y completamente. Solo responderá a una pregunta: ¿Qué eran Ellos cuando eran uno?

Ella te mirara directo a los ojos y dirá la respuesta en increíble detalle. Sera lo más desagradable que hayas oído; estarás en el borde del éxtasis y agonía en sus meras palabras. No es raro para un Buscador perderse en la euforia. Como sea, la peor cosa que puedes hacer es ver el tatuaje en su pecho. Tu mente estará tentada a mirarlo, pero debes resistir. Si no lo haces y, estúpidamente colocas tus ojos en él, caerás victima de sus horripilantes poderes. Te desollará vivo y añadirá tu carne a su colección, y te quedarás atrapado con ella, totalmente consciente, por el resto del tiempo.

El tatuaje es el Objeto 4 de 538. Ellos desean ser uno otra vez, pero no deben serlo.
















5) holder of the light. (portador de la luz)
En cualquier ciudad, en cualquier país, ve a cualquier institución mental o centro de reinserción social donde puedas ir por ti mismo. Cuando llegues al escritorio principal, cierra tus ojos y pregunta por visitar a aquél que se hace llamar The Holder of The Light. Serás guiado a una puerta aislada que lleva a un largo y ventoso corredor. Te dirán cuando abrir tus ojos. El pasillo será de un tono negro, suficientemente angosto para que solo tú sientas las paredes y te muevas hacia adelante.

Si, en cualquier momento del camino, el pasillo de pronto esta bañado en luz, cierra tus ojos inmediatamente y rápidamente devuélvete a la puerta por donde entraste. Si tus ojos se mantienen abiertos por más de un segundo, lo que veras te forzará instintivamente a arrancártelos.

Si las luces se mantienen apagadas lo suficiente para que atravieses todo el corredor, llegarás a otra puerta. Si puedes ver alguna luz escapando por el espacio bajo la puerta, huye inmediatamente, lo que buscas no está ahí. Si no hay luz visible bajo la puerta, cuidadosamente gira la manilla y entra.

El cuarto delante estará completamente oscuro excepto por una solitaria y poco luminosa vela. La pequeña vela mostrara un contorno de una figura cubierta por una capa. El hombre bajo la capa parecerá estar completamente inmóvil. Sólo hay una pregunta a la que el hombre responderá: ¿Que puede protegernos de Ellos? Di algo más y el hombre te arrancará los ojos y te devorará el alma; estarás forzado a tomar su lugar bajo la capa por el resto de la eternidad.

Si preguntas correctamente, un grito perforador vendrá de la vela y una serie de luces iluminará el cuarto, revelando imágenes de los pensamientos más horripilantes, fantasías y memorias de todas las conciencias a través de la historia. La mayoría no puede manejar este evento; ellos se vuelven locos o mueren instantáneamente. Como sea, si pudieras de alguna manera manejarte para sobrevivir la prueba, el hombre con la capa se alzará lentamente y pondrá sus manos en tu cabeza. Estarás forzado a mirar hacia su cara. Se verá como un hombre joven, pero sus ojos son meras cuencas vacías.

Desde este punto no debes dejar de mirarlo, o serás dejado en este cuarto, olvidado por siempre en el tiempo. Él abrirá tu mano y colocará un pequeño y redondo objeto, en tu mano derecha. Desde este punto no sentirás dolor (a menos de que estés en proceso de obtener otro Objeto, entonces el dolor que sientes no está en ningún lugar cerca de lo normal), pero las horribles imágenes que has atestiguado en ese cuarto serán grabadas a fuego en tu memoria por toda la eternidad.

El ojo que sostienes en tu mano es el Objeto 5 de 538, el Ojo de la Luz. El despertar ha comenzado; Ellos no deben ser puestos juntos.

6) holder of song. (portador de la canción)
En cualquier ciudad, en cualquier país, ve a cualquier institución mental o centro de reinserción social donde puedas ir por ti mismo. Cuando llegues al escritorio principal, pregunta por visitar a aquella que se hace llamar The Holder of Song. Serás guiado a una puerta solitaria que lleva a una larga y ventosa escalera. La escalera de caracol será más grande que los cimientos del edificio; al final hay una puerta que lleva a un pasillo.

Una repentina ola de calor te bañará cuando abras la puerta. Procede bajando por el corredor; eventualmente te sentirás mucho más frio. Debes pararte perfectamente y no hacer ningún sonido. Si oyes un grito de bebé, gírate y regresa. No te hará ningún daño, pero aquel grito de bebé te seguirá dondequiera que vayas. Si lo oyes por el resto de tu vida, considérate afortunado; cuando se detenga, tu primogénito morirá.

Si no hay ningún grito y el calor regresa, procede a la puerta al final del corredor y ábrela. El cuarto de adelante estará bañado en luz verde. En el centro estará una vieja girando una caja de música que no produce ningún sonido. Sus piernas han sido cercenadas por las rodillas. Cuando le hables, debes mirarla a los ojos. Ella esconde una lanza formada por los huesos de sus piernas; rompe el contacto ocular, y te empalará con ella y te dejará, en aparentemente interminable agonía, sangrando hasta morir. Ella sólo responderá a una pregunta: ¿Que era la canción que Ellos tocaban?

La vieja comenzará a cantar. La canción estará en un lenguaje diferente, pero la melodía será la más hermosa que jamás hayas oído; paz y serenidad te bañarán la mente. De pronto, sin aviso, podrás ver, en vívido detalle, la imagen de unos niños descuidados jugando y cantando, lo más inocentes que pueden. La escena se ve pacífica y jubilosa, pero eventualmente tomará un horriblemente siniestro giro. Los niños comenzarán a luchar entre ellos. Pronto, ellos empezarán a matarse entre sí de las maneras más brutales imaginables. Ellos se empalarán unos a otros con palos de madera, se despedazarán con rocas afiladas, e incluso rasgarán la carne de los huesos con sus manos desnudas.

La imagen mostrará a esos niños, ahora andrajosos dopplegängers de sí mismos, extendiendo la muerte y destrucción más horrible que hayas imaginado. Verás a un niño desnudo, mojado con sangre, cantando con deleite mientras corre a través de una tierra infernal devastada, perseguido por monstruos impronunciables. Ellos lo atraparán y lo destruirán completamente, la canción seguirá emitiéndose desde sus labios hechos trizas todo el tiempo. A pesar de estas escenas de horror y brutalidad, seguirás calmo y pacífico en todo momento, aunque no sabrás por qué.

Cuando esas horribles visiones terminen, un intenso dolor apuñalará tu pecho. Tu corazón se sentirá como si estuviera a punto de explotar. Continúa, no debes romper el contacto visual con la anciana, el hacerlo invitaría a que horrores vinieran a ti que harían que un corazón explotando fuera comparable al paraíso. Si aún te mantienes firme en tu mirada, el dolor eventualmente cesara. La mujer se pondrá de pie (aunque no sabrás como) y dejará la caja de música en tus manos.

La caja de música es el Objeto 6 de 538. Cuando la canción toque de nuevo, todos ellos volverán juntos.
















7) holder of the path. (portador de la ruta)
En cualquier ciudad, en cualquier país, ve a cualquier institución mental o centro de reinserción social donde puedas ir por ti mismo. Cuando llegues al escritorio principal, pregunta por visitar a aquel que se hace llamar The Holder of the Path. El trabajador intentará ocultar su mirada de indiferencia de su cara mientras te entrega una llave la cual, él explicará, pertenece a un cuarto de suministros sin usar en el edificio (si sólo fuera así de simple). Cuando localices y abras la puerta correcta, encontrarás un estrecho y ventoso camino suspendido en un vacío sin fin, sólo ocasionalmente roto por los masivos contornos de cosas que es mejor no describirlas.

Caer de este camino es ser lanzado fuera de la realidad. Una eternidad de pesadillas de inconcebible horror espera a cualquiera que caiga en el vacío por su propio error o si es arrastrado del paso por las monstruosidades sin tiempo que residen en las afueras de la creación. Si alguna vez sientes que te están observando mientras pasas a través de esta pieza de olvido, lo mejor que puedes hacer es inmediatamente congelarte en el lugar y retener el aliento. Continua así hasta que, o la audiencia pierda interés en ti o clamen por que te muevas. Si ocurre lo último, siéntete libre de gritar tan fuerte como quieras, tus gritos caerán en oídos sordos.

Eventualmente el camino acabará en una puerta; cuando la abras encontraras un pequeño y sucio cuarto. Sostenido contra la lejana pared estará un pesado cuerpo demacrado; lo que queda de su piel ha sido ennegrecida por la necrosis. No habrá nada más inusual a menos de que te le acerques y preguntes: ¿Como Ellos adquirieron guardianes?

Si la línea dicha es pronunciada, el “cuerpo” comenzara a moverse. Una sutil luz roja emanará de las cuencas de sus ojos, alzará su cabeza y comenzara a susurrar la larga y macabra historia de los Holders. Hablará de pactos profanos y atrocidades impronunciables. Dentro del tiempo, esta historia tocará cada forma de maldad conocida por hombres o dioses (y algunas entidades más allá). Además, si es dado el título de cualquier Holder, revelará su historia y el significado del Objeto que protege. Bueno, casi todos los Holders.

Como verás, nunca hablará en detalle sobre sí mismo. Esto es porque el espectro espera que el visitante no pregunte, porque pareciera que falta un Objeto. La verdad sea dicha, es el Objeto que de alguna manera esta sellado en su cráneo, y la ominosa luz de dentro de las cuencas de sus ojos es realmente la luz brillante del Objeto atrapado dentro.

Ese es el Objeto 7 de 538. Su Holder hará lo que sea para mantenerte lejos de él.

8) holder of the wealth. (portador de la riqueza)
En cualquier ciudad, en cualquier pueblo, ve a cualquier institución mental o centro de reinserción social donde puedas ir por ti mismo. Cuando llegues al escritorio principal, pregunta por visitar a aquel que se hace llamar The Holder of Wealth. El trabajador alazará una ceja, como si estuviera confundido por tu pedido. Pregunta una segunda vez, y el trabajador se encogerá de hombros y te llevará por la calle, donde una opulenta mansión espera. Esta mansión no estaba ahí cuando iniciaste tu misión, pero es mejor que no te preocupes por el origen de ésta. Su dueño puede más bien no asustarte.

Dentro de la puerta del frente estará una gran escalera, en espiral hacia arriba cruzando el lugar. Las paredes estarán cubiertas por finas pinturas, y una gran estatua de mármol estará en un pedestal en la base de las escaleras. Los rasgos de la estatua de Eldritch evocarán una imagen de una realmente horrible bestia, a la vez alien y malvada. Admírala cuanto quieras, pero no la toques, a menos que quieras despertar a este hambriento monstruo.

Asciende la escalera. Mientras no toques nada, no estarás en peligro. No entres en pánico. En la cima de las escaleras estará una pequeña y desasumida puerta de madera. Se abrirá para ti, así que no tengas miedo.

Verás a un hombre con una perilla puntiaguda y un cabello corto, muy corto y con gel parado detrás de un gran escritorio de lo que parece ser caoba. Su traje parecerá ser de carne humana y tela italiana. El quizá hable, y con gran longitud. Hablará sobre su asombrosamente hermosa casa y su encantadora estatua de su conviviente descansando en la parte baja de las escaleras. No lo interrumpas, y no respondas ninguna de las preguntas que pueda hacer. Cuando acabe, endurécete y confiadamente pregunta, ¿Puedo tener mi salario?

El procederá a explicarte, en gran detalle, el valor de la vida. Hablará de cosas peores que la muerte, y te dirá exactamente que espera que hagas; el fabuloso interior del cuarto se irá pudriendo, y el piso se convertirá de texturas francesas, a heces. Su propia apariencia se volverá inimaginablemente ciclópea y horrenda. El entonces tomará una pequeña nota bancaria de dentro de su traje humano y te la dará.

Esa nota es el Objeto 8 de 538. Su Holder cuenta contigo para que lo gastes.














9) holder of wisdom. (portador de la sabiduría)
En cualquier ciudad, en cualquier país, ve a cualquier institución mental o centro de reinserción social donde puedas ir por ti mismo. Cuando llegues al escritorio principal, pregunta por visitar a aquel que se hace llamar The Holder of Wisdom. El trabajador se reirá por lo bajo y serás guiado hacia un cuarto vacío. El trabajador te dará una llave y te dirá que esperes un momento en el cuarto hasta que oigas el ruido de una campana. Entonces tienes que cerrar la puerta, espera hasta un segundo ruido y ábrela.

Eso abrirá todo por sí mismo y revelará un largo pasillo, con todos los colores que quizá o no conozcas pintados en las paredes, techo y piso. Sigue el pasillo hasta que oigas a una pequeña niña cantando. Detente, cierra tus ojos y espera donde estás hasta que la niña acabe su canción, incluso si crees que te llevara a la locura. Si haces un movimiento, corre. Corre de vuelta a la puerta de donde viniste, lo más rápido que puedas. Salta por la ventana en el cuarto donde esperaste antes y quizá puedas vivir. Si no llegas a la ventana a tiempo, serás arrastrado de vuelta al pasillo por algo que no es una pequeña niña, tirado por este horror hasta que el tiempo mismo acabe, por siempre sintiendo el dolor de cada alma llevada a una tumba temprana.

Si no te mueves y la canción cesa, eres libre de dar la vuelta e irte por siempre, o caminar más profundo en el pasillo, hasta que llegues a una puerta con la figura de un humano. Abre esta puerta con la misma llave que te fue dada antes, camina dentro y ciérrala detrás de ti. En el centro del cuarto estará sentado un hombre, con su cara escondida por el brillo de la vela. Camina más cerca, pero siempre mantén la flama entre tú y la cara del hombre, si es que vieses lo que él parece, tu mirada será puesta en él hasta que tus manos hayan removido cada pulgada de piel de tu huesos.

Detente cuando estés a cinco pasos del escritorio. El hombre levantará su mano y hará un gesto para que te acerques, pero no des ni un paso más allá. Cierra tus ojos y haz sólo una pregunta, nada más. ¿Quien los traerá de regreso?

Oirás al hombre levantarse de la silla y comenzará a rezar. Es un lenguaje que no entenderás al principio, pero después de dos minutos, oirás un nombre. Si oyes “Anubis”, entonces reza por una muerte rápida. Si es “Thor” lo que oyes, puedes abrir tus ojos. La cabeza del hombre estará en el escritorio, cortada del cuerpo, pero seguirá hablando. Después de otros tres minutos, se detendrá y comenzará a contarte como morirás. Describirá cada minuto de tu horrible muerte, y no podrás moverte en lo que dure. Al final, describirá al que te robará la vida, e irá en detalle sobre porqué es necesario que tú mismo te preguntes qué es peor: tú siendo asesinado, o tú siendo permitido continuar viviendo.

Finalmente, la cabeza del hombre parará de hablar. Es el Objeto 9 de 538. Está en ti que hacer con el conocimiento de tu muerte, por ahora, inevitable.

10) the holder of ambition. (el portador de la ambición)
En cualquier ciudad, en cualquier país, ve a cualquier institución mental o centro de reinserción social donde puedas ir por ti mismo. Cuando llegues al escritorio principal, pregunta por visitar a aquel que se hace llamar The Holder of Ambition. El sonido que saldrá de la boca del trabajador será como un suspiro, y quiza una reacción, quizá no estés seguro de si fue alguna reacción del todo. Ellos te llevaran adelante a una escalera que sólo va hacia arriba, y estará iluminada por muchas ventanas.

En la cima de esas escaleras, el trabajador te dejará viajar por el pasillo solo, y la calma del pasillo iluminado por las ventanas se verá convertido en un lugar asustadizo y desajustado. Si ves una sombra viajar por la pared, no la sigas, esta es una cosa que te llevará donde no quieres ir, a un lugar donde no tienes esperanza de volver, a un lugar donde tu propio silencio te asusta y falla. No importa qué forma tome, como fastidie y burle de tus sueños como el más grande de tus deseos y esperanzas, ni siquiera dejes a tus ojos tentarte donde te lleva. Si llegas al final del pasillo, sin perder de vista tu meta, verás una puerta sin cerradura, manilla ni frenamientos, esperando por ti con una suave luz.

Si eliges no entrar en ella, sólo camina de vuelta por donde viniste sin husmear por ahí o en otros cuartos, o te encontrarás con la sombra y lo que esconde. Si entras en la puerta, encontrarás un cuarto iluminado por ventanas que cubren toda la amplitud de las paredes, muy altas para llegar, y brillan con una luz que parece estar lejos de ser natural como la del sol y la luna. En el centro del cuarto habrá un alto y aparentemente saludable hombre, parado desnudo y mirando afuera en la luz. Su cuerpo está cubierto en incontables tatuajes y cicatrices, donde nada de piel es reconocible en lo que una vez fue su rostro. Si miras donde él mira, no verás nada, y no aprenderás nada. Él no reaccionará a ninguna acción o palabras más que la pregunta: ¿Que los une juntos?

El hombre se dará vuelta a mirarte a los ojos. No te encuentres con su mirada, o te perderás en su desalmados ojos por la eternidad, si no estás preparado. Si puedes encontrar su mirada sin el menor rastro de duda de tus intenciones, comenzará a hablar en bajo tono, hablando casi como si toda su historia fuera cómica o que no significa nada, pero no te debes perder ninguna palabra, ya que perder este conocimiento parcialmente podría causar que falles de la peor forma posible. Cuando termine de hablar, se agarrará del pecho y se arrancará las suturas restantes de una de sus más notorias cicatrices y comenzará a sangrar profusamente. Mientras él lentamente sangra hasta morir, llegará a ti con sus sangrientas suturas. Sus últimas palabras pueden ser oídas a través de su propia sangre brotante, “… Escoger el buscarlos, lleva a un destino inevitable”.

Este grupo de suturas es el Objeto 10 de 538. El cómo los uses depende de lo que oigas.





















espero les gustaran los primeros 10 relatos, ire poco a poco publicando los demás pero es bastante trabajo ya que son 538 en total, sus dudas opiniones y consultas en los comentarios.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario