viernes, 3 de diciembre de 2021

Reseña: Doki Doki Literature Club Plus.

Como pasan los años, es inevitable, no en vano han transcurrido ya cinco desde que una obra que por amor al arte y las novelas visuales llego gratuitamente a los computadores de múltiples jugadores. Comenzando simplemente como una experiencia interesante cuanto menos, enfocándose al boca a boca para alcanzar las multitudes, para terminar gracias a los rumores y fama de los walkthrough en la red como una de las obras más populares durante sus cinco minutos de fama durante el transcurso de 2017. Bajo una dulce apariencia animezca o weaboo, todo no es lo que parece en este simulador de citas cuya sorpresa fue su mayor atractivo, en una mezcla de horror cósmico y reales problemas emocionales que demostró -aun si por un breve segundo- el potencial de estos juegos a la hora de contar historias. Sin embargo DDLC es mas que solo esa sorpresa y aprovechando esta nueva versión extendida bajo el nombre de Plus, no es mal momento para volver a visitar al club de literatura y así refrescar mis memorias sobre esta particular novela visual.

Originalmente siendo una novela visual independiente producida mediante el motor Ren'Py, Doki Doki Literature Club! o DDLC para acortar, es una novela visual y juego de horror para pc que de manera gratuita llego primero a itch.io y luego a Steam en septiembre de 2017 de manos del equipo americano conocido hoy como Team Salvato, liderado por Dan Salvato (Escritor, programador y compositor de la banda sonora de la novela visual) junto a los artistas Satchely (diseño de personajes) y Velinquent (fondos y escenarios). Aunque gratuito, Team Salvato acepto donaciones voluntarias y vendió paquetes con wallpapers, música, además de arte conceptual con tal de financiar proyectos futuros. Con apoyo de la compañía editora y productora de juegos, Serenity Forge, en junio de este año se publico digitalmente Doki Doki Literature Club Plus! tanto para pc, como para las consolas Nintendo Switch, PlayStation 4, PlayStation 5, Xbox One, y Xbox Series X/S con algunas copias físicas que salieron por octubre, siendo no una secuela al original, sino que una versión retocada para una mayor definición al cambiar al motor Unity, además de presentar una nueva interfaz, ilustraciones, nueva música y unas pequeñas historias adicionales.

Hablando de los valores de producción de DDLC Plus nos encontramos con que gameplay e historia en si mismo no han cambiado, pero al mismo tiempo se ve y se escucha mejor que nunca. Honestamente no es como si hubiera mucho que reinventar de todas formas, pero esta experiencia que juega al quitarte el nivel de control que das por sentado ahora se disfruta en 1080p HD, con una mayor cantidad de elementos por desbloquear con múltiples elementos de los que en su momento se vendieron como wallpapers, música y arte conceptual, aunque no todo son viejas sorpresas, si no que nuevo arte y 13 nuevos temas musicales expanden el contenido de Plus al mismo tiempo que mantiene la identidad que marca esta obra. Colorida y animezca en apariencia para contrastar con la honesta crudeza emocional de sus mejores momentos, o aquellos momentos dignos de aparecer en cualquier creepypasta sobre videojuegos, al mismo tiempo que la banda sonora usa instrumentos alegres y optimistas que luego distorsiona a gusto según desea. La mayor diferencia es que para funcionar tanto en pc como consolas se recurrió al formato de una consola virtual, lo cual en cierto sentido afecta cierto quiebre de cuarta pared, pero me quejo por quejarme realmente, que hace un trabajo apropiado.

Bajo una simple sinopsis, esta novela visual nos da la bienvenida a lo que simplemente es un club de literatura, como cualquier otro. Como un nuevo miembro de este club, tu tomas el lugar de un estudiante sin rostro que pasara sus días junto a su amiga de la infancia Sayori que se cuelga a su alrededor, la aficionada al manga Natsuki que pese a soltar abusos no es mala persona, la tímida pero ocasionalmente afilada Yuri, sin olvidar a la líder y presidenta del club Monika, quien se asegura de que el club sea un lugar donde poder comunicarse y alcanzar sus metas. Sin embargo no todo es lo que parece en este novela visual, porque bajo su apariencia nos encontramos con una sorpresa que juega con nuestras expectativas y con los limites de lo que seria su limitado escenario, jugando con la meta-narrativa en donde el jugador directamente es un personaje más en la historia. En el pasado este fue un secreto a voces, donde la experiencia se disfrutaba más con que menos sepas, bueno, aun se disfruta más a ciegas, pero a estas alturas es parte de la misma publicidad de esta obra, aunque si no lo han jugado recomendaría que dejen de leer aquí y vayan a probarlo, ya sea el original gratuito o vayan a Plus si quieren invertir un poco de su dinero en una curiosa experiencia.

Como ya he repetido un par de veces, la historia entre Plus y el original DDLC es prácticamente la misma, quizás con una que otra linea menor modificada, pero con cinco años entre lecturas, no he notado nada considerable en lo que sean cambios. Quizás esta el hecho de que aparte de las advertencias de contenido no apto para todas las sensibilidades, hay una opción sobre advertir en mayor profundidad para no ser tomado por sorpresa e intentar suavizar el impacto, lo cual es una herramienta de apoyo útil para quien la necesite. Admito que las grandes sorpresas que en su momento marcaron tanto mi primera lectura de esta novela no han sido tan efectivas en esta segunda oportunidad por el simple hecho de ya esperarlas, aunque admito que había olvidado lo de la descomposición de [[redacted]], pero al mismo tiempo detalles pequeños, elementos que uno ignoraría la primera vez, me han resultado mucho más inquietantes por como implican una historia mucho más grande de la que esperas por primera vez. DDLC Plus no será la primera, la única, o la mas original de las novelas visuales que juegan con el uso de la meta-narrativa, que mi estándar lo tengo presente con Umineko y planeo en un futuro leer YOU and ME and HER, pero es un efectivo uso del medio interactivo para dar una experiencia solo posible en un medio donde la interactividad y el control del publico es parte activa de la experiencia.

Sin embargo no todo era el horror cósmico y existencial de una entidad que sabe que esta atrapada en un mundo ficticio donde todo esta predefinido y no tiene importancia, con todas las implicaciones que esto lleva si te dedicas a pensar en ello. Sino que al mismo tiempo DDLC nos presentaba una historia que bajo la apariencia de chicas adorables haciendo actividades adorables y clichés del genero, nos hablaba sobre un grupo de chicas inseguras luchando por encontrar un lugar en donde sentirse seguras. Es cierto que en el juego original esto queda un poco en segundo plano, frente al derrumbe de la cuarta pared, pero no dejaba de ser lo que hacia genuino lo emocional de sus momentos. Pero es aquí donde brilla el añadido de Plus con sus capítulos extras, donde el horror de ser consiente del medio en que existen es abandonado para favorecer una historia sobre los inicios del club y como estas chicas inseguras encuentran compañía en las otras, aun si sus personalidades rozan en mas de una ocasión, mientras aprenden que esta bien mostrar vulnerabilidad de cara a sus problemas de confianza, depresión, abusos y alienación, encontrando amistad junto a sus compañeras. Para esperar comedia ligera por lo que había oído sobre esta historia adicional, esta agridulce lectura emocional me a dejado un buen gusto al expandir sus personajes en una dirección tan personal. Siendo una experiencia breve pero satisfactoria.

Al final del día me parece que Doki Doki Literature Club Plus es la mejor forma de explorar hoy en día esta peculiar novela visual, ya que con cambios menores que no afectan el gran esquema de la experiencia, y algunas nuevas comodidades ofrece una lectura que dejara uno que otro recuerdo en su lector. Es cierto que hay que recomendarlo con ciertas reservaciones sobre su contenido que no por nada no es para todos los estómagos, aunque el juego desde el primer minuto advierte de esto, incluso cuando todavía intentaba apegarse a un código de silencio sobre sus secretos. Como dije antes DDLC Plus no será la primera, la única, o la mas original de las novelas visuales que juegan con el uso de la meta-narrativa, pero nacida del amor/odio por un genero con potencial pero que a veces no intenta lo mejor de si, esta obra resulta un curioso acercamiento a las novelas visuales para quienes no tienen tanta experiencia en el medio, demostrando genuina emoción en medio de todo el artificio.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario